Un gallego, que transpiraba demasiado.

Hoy Martes, es mi cumpleaños número 106, es muy probable que nadie se entere, porque para facebook los que pasamos de 105 ya no existimos, pero para demostrar que no es así, voy a subir unas fotos que saque el otro dia en Vicente el absurdo; donde tocó un pianista gallego.

La verdad es que el lugar se presta para sacar fotos, tiene un gato, que da vueltas por todo el local y al que solo le gustan los hombres. Digo esto, porque le dije a Wanda (que es la chica que aparece en la segunda foto y la que organizó el concierto)

– Wan, ¿ podes acariciar al gato asi le puedo sacar una foto.?

– Es hermoso, viste…

– No me gustan los gatos.

-¿Por qué le sacas fotos?

– Porque la gente cuando ve un gatito en face, le pone muchos me gusta.

Ella lo acarició, sin embargo “el gatito” se venía para la cámara. A pesar de todo, cuando se puso en la oscuridad aproveche y le saque igual.

El concierto estuvo bueno, el gallego tocaba bien el piano, pero tenía un solo chiste para decirle al público, y era “Que calor hace…Jesu…estoy sudando como un toro en celo!” mientras se secaba la transpiración, con la mano. Era verdad que lo sufría, porque en un momento me acerque para sacarle una foto y lo vi todo mojado, además del olor de sus axilas lo delataba.

El baterista, era muy simpático, me saludo cuando me iba y me agradeció que hubiese ido.

Como siempre que termina un concierto, donde saco fotos, me voy corriendo, me da mucha vergüenza no saber si las fotos van a salir bien. Entonces huyo, para que no me digan que se las mande.

Cuando llego a casa, las miro y puteo, pero se que en Vicente…es difícil fallar, al igual que en Al escenario, las luces ayudan. Lo malo es cuando se las mando a Wanda y ella las sube cortadas a instagram, no sabe subir las fotos enteras; muchas veces pienso sacar las fotos en formato cuatro por cuatro, pero se que ella igual se las va a ingeniar para cortarlas.

Me gusta cuando me llama para sacar fotos, siento que con ella tengo una deuda eterna, me presentó a Francisco Salgado, un ser humano inigualable.

Pero hoy es mi cumpleaños 106 y a esta edad me gusta protestar por cosas superfluas.Me voy a dormir, y me desperto mi hermana para saludarme, cuando me volví a acostar sonó nuevamente el celular, era Marcelo, para decirme que organice mi asado de cumpleaños ; cuando los ojos se me cerraban, sonó otra vez el celular, era mi sobrina Viky, para recordarme que ya había pasado los 105 años; por supuesto que me saque edad y le dije que cumplia 103.

Ahora espero que al despertar el primero que me salude sea mi hijo, que ya tiene 146 años

Post navigation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *